Conviértete en cliente de Makro

Alta tarjeta Makro

Trifle de chocolate negro y fesones

En San Valentín, pon la guinda al pastel con un Trifle de chocolate negro


Si estás pensando en preparar un postre especial por San Valentín, en Makro te damos algunas ideas para que sorprendas con un postre de chocolate delicioso y de sencilla elaboración.

Preparar la carta para San Valentín es fundamental, es un día en el que tus clientes esperarán una oferta diferente y, sobre todo, muy especial. Desde Makro te proponemos un postre de chocolate muy original y perfecto para la ocasión: un trifle de chocolate negro y fresones.

Un postre para San Valentín que ofrece muchas posibilidades, ya que la combinación que de sus ingredientes es tan amplia como cocineros haya para elaborar la receta.

El licor utilizado en la receta del trifle también puede variar: ron, amaretto, kirsch, licor de avellana o vino dulce son algunas de las opciones que tienes para empapar los bizcochos. En esta ocasión hemos utilizado para la fruta los fresones, por la combinación perfecta que ofrece con el chocolate y lo simbólico de esta fruta para una cena como la de San Valentín. No obstante, puedes cambiarlos por cualquier fruto rojo, o incluso dulces y gominolas, si el estilo de tu restaurante lo admite.

El resultado siempre es espectacular, la mezcla de texturas y sabores lo convierten en un postre de chocolate diferente y de una elaboración bastante sencilla. Por último, la presentación en copas de cristal transparentes le aporta un atractivo añadido, ya que a través del cristal podemos observar las diferentes capas que combinan texturas y colores.

Receta del trifle de chocolate negro y fresones

Ingredientes:

20 bizcochos de soletilla
300 g de fresones

100 g de azúcar
½ dl de agua
½ de coñac
Ingredientes para la crema de chocolate negro:

2 dl de leche
½ dl de nata
75 g de azúcar
100 g de chocolate negro
50 g de pasta de pistacho
2 hojas de gelatina
sal
ralladura de limón


Preparación del trifle:


  1. Calentar el azúcar junto con el agua y el coñac hasta que se disuelva por completo; una vez formado el almíbar, empapar los bizcochos en él.
  2. Elaboración de la crema de chocolate: remojar la gelatina en agua fría y reservar. Calentar la leche junto con la nata, el azúcar y una pizca de sal. Cuando comience a hervir, retirarlo del fuego y verterlo sobre el chocolate negro troceado, la pasta de pistacho y la gelatina escurrida y añadir ralladura de limón. Mezclar todo bien hasta conseguir una crema homogénea.
  3. Dejamos enfriar.
  4. Una vez frío, mezclamos la crema con la nata montada y lo servimos en copas individuales, alternando capas de bizcocho, con la crema y con los fresones laminados.
  5. Dejamos en la nevera durante una hora.