Hazte Cliente de Makro

Regístrate aquí

El secreto para preparar el mejor gin tonic


El gin tonic está de moda. Y tú, como hostelero, bien sabes que es una de esas bebidas imprescindibles y que no puede faltar en la barra del bar. ¿Qué tienes que hacer para prepara un buen gin tonic?
La coctelería llega a ser, en ocasiones, un arte. Es lo que ha ocurrido con el gin tonic. Esta bebida ha dado lugar a una ingente cantidad de recetas, ingredientes adicionales y florituras de toda índole que buscan no solo conseguir la mejor combinación, sino también la más espectacular.


  • La materia prima
El gin tonic existe desde hace décadas, aunque antes no estaba de moda. Sin embargo, la base para hacer un buen gin tonic es siempre la misma: la materia prima. Los ingredientes del gin tonic son fundamentales.
En el caso del gin tonic, los ingredientes están bastante claros. Necesitas ginebra, tónica, cítrico y hielo. A partir de ahí, puedes remitirte a lo clásico, probar nuevos sabores e, incluso, jugar a hacer experimentos de química en una coctelera.
Lo fundamental a la hora de preparar un gin tonic es contar con materias primas de calidad y de estos procesos sabemos mucho en Makro. Lo cierto es que, en nuestras tiendas, podrás encontrar todo lo que necesites para elaborar combinados en tu local: desde la ginebra, en su amplia variedad de posibilidades, hasta el cítrico que más te guste para acompañarlos.

gin-tonic-2
  • Cómo elegir la ginebra
La ginebra es el ingrediente básico de este combinado y su elección es clave a la hora de preparar un gin tonic. Las ginebras difieren en los ingredientes aromáticos que han sido añadidos a la base de alcohol.
En el marco de la oferta disponible, puedes elegir entre afrutadas, cítricas, herbales, especiadas o con enebro (las que consideramos clásicas). Otra opción mejor pasa por tener varias y crear tu propia carta de gin tonics. De esta manera, el cliente elegirá, en función de su gusto.

gin-tonic-3
  • La tónica
La tónica es el otro ingrediente básico del gin tonic y tiene que ser mezclada en equilibrio con la ginebra. El mercado te ofrece diversas variedades, según sean más o menos secas o afrutadas. Su uso depende de gustos, pero lo importante es que el sabor de la tónica no apague el de la ginebra.
Por eso, te recomendamos quedarte con las tónicas clásicas, que no ocultarán el sabor de la ginebra. Pero, al igual que antes: es cuestión de gustos y, si puedes ofrecer variedad a tus clientes, mejor que mejor.

gin-tonic-4
  • Hielos y cítricos
Los complementos de un buen gin tonic son el hielo y cítrico de acompañamiento, para aromatizar. No necesitas más.
En cuanto al primero, han de ser piezas gruesas y robustas, ya que su función es enfriar la bebida y no aguarla a los dos minutos.

En el caso de un establecimiento como el tuyo, te aconsejamos recurrir al hielo industrial, pensado, especialmente, para este tipo de combinados y que te dará un mejor resultado.
El cítrico contribuye a aromatizar y, si lo usas en exceso o añades más aditivos de los debidos, puedes estropear el gin tonic, en la fase final. Con una piel de lima o limón que esté fresca es suficiente. También da buen resultado un trozo de fresa o frutas silvestres.

gin-tonic-1
  • Usa el vaso adecuado
Además de los ingredientes, necesitarás vasos en los que lucir tus combinados y también te los podemos proporcionar en Makro. Los ingredientes del gin tonic son fundamentales, pero en qué lo sirves también es importante.
Un vaso cualquiera (incluso, los habituales de tubo) no es el más adecuado, puesto que no permite servir una cantidad proporcionada. A veces, de hecho, hay problemas hasta para introducir los hielos y ni sueñes preparar un gin tonic en condiciones con esas estrecheces.
Opta por una copa de balón. Sus ventajas son que la puedes coger por la base, por lo que las manos no están calentando el combinado, mientras te lo bebes. Tienen la holgura que requiere el gin tonic y facilitan que el consumidor perciba sus aromas. Además, tienen mayor capacidad que los vasos convencionales (más de 60 cl).

gin-tonic-5

  • Proporciones del gin tonic
Ya tenemos el vaso y los ingredientes, así que ya puedes disfrutar de tu gin tonic. Al contrario de lo que te pueda parecer, la ginebra no es la bebida predominante, en cuanto a cantidad, aunque sí lo es respecto al sabor. Te recomendamos una medida de gin por cuatro o cinco de tónica.
En tu local, seguro que tienes los refrescos en botellines de 20 cl, así que la proporción de ginebra para ellos sería una medida, lo que viene a equivaler a un vaso de chupito bien generoso.
Lo primero que has de colocar en la copa balón es el hielo. Sé generoso, ya que la ginebra estará a temperatura ambiente. Tras los cubitos, es el turno del gin y, a continuación, de la tónica, que, en cambio, tiene que estar fría. De este modo, el gas que contiene se expandirá mejor.
Si usas una cucharilla de cóctel para echar la tónica, conseguirás que llegue hasta abajo de la copa y se mezcle con la ginebra. No tendrás, entonces, necesidad de remover (lo que hace perder el gas). Haz esta mezcla despacio y no bruscamente, para que se fusionen las dos bebidas.
Por último, te queda aromatizar con el cítrico, servir y que el cliente deguste el gin tonic.
Calorias del gin tonic
Cuando se trata de comida, solemos controlar las calorias que ingerimos; pero, cuando hablamos de bebidas (incluso, alcohólicas), parece que nos olvidamos un poco. No debería ser así porque, evidentemente, tienen su aporte calórico.
En función de la ginebra y tónica que uses, las calorias del gin tonic varían, pero, de media, podemos decir que ronda las 200 calorias (aproximadamente, las mismas que un mojito o un cosmopolitan).
Si quieres rebajar las calorias del gin tonic, puedes decantarte por una tónicalight, un truco que es igual de válido para el resto de combinados. De antemano, has de rechazar algunos complementos que suelen acompañar a los cócteles, como las gominolas o galletitas saladas.