Gestión de negocio: cómo crear tu carta de vinos

¿Estás pensando en renovar tu carta de vinos? ¿Necesitas adaptarla a tu negocio pero no sabes por dónde empezar? Desde Makro te damos una serie de recomendaciones básicas. Recuerda que una buena carta de vinos debe servir como complemento a tu oferta gastronómica. En un sector tan competitivo como la hostelería, la carta de vinos es el elemento diferenciador y el mejor mecanismo para ofrecer a los clientes un servicio de calidad. Cuidar cada detalle es lo que te hará diferenciarte de la competencia y podrás ganar la fidelidad de tus clientes. 

Cómo crear tu carta de vinos

¡Todo para tu carta de vinos!

Consejos para la carta de vino

Consejos básicos para crear tu carta de vinos

  • Agrupa la información relevante. La información debe estar organizada según el tipo de vino, regiones, elaboradores, tiempos de envejecimiento, la añada o la variedad de la uva. Establece un sistema para diferenciar tu oferta y ofrecer información concreta.
  • Evita una carta de vinos demasiado extensa. El cliente tendrá demasiadas opciones y le será difícil escoger.
  • Busca el equilibrio entre tu oferta gastronómica y la carta de vinos. Recuerda que deben complementarse mutuamente.
  • Pon en valor los productos locales o de proximidad. Si tu restaurante se encuentra en una zona productora de vinos o con un tipo de uva local, los vinos de esta región deberían ser los protagonistas de tu carta.
  • Dentro de la carta de vinos también es recomendable que aparezca una categoría para licores y aguas minerales.  
Estructura de la carta de vinos

Estructura de una carta de vinos

En el mundo de la restauración, la estructura de una carta de vinos es casi sagrada. Existen diferentes tipos y estructuras donde entran en juego factores como la oferta gastronómica, la región, etc, pero un ejemplo de una carta de vinos tradicional para un oferta gastronómica convencional sigue el siguiente orden:

 

  • Cavas y champagne. También se puede encabezar con espumosos donde se engloban tanto cavas como champagnes.
  • Vinos generosos (vino de Jerez y otros para aperitivo).
  • Blancos.
  • Rosados.
  • Tintos.
  • Como norma general, siempre presentaremos primero los vinos más jóvenes para pasar progresivamente a los diferentes envejecimientos.
  • Vinos dulces y licores.

 

Menos es más. Aunque la carta no debe ser excesivamente extensa ni saturar al cliente con opciones, lo ideal es tener variedad para complacer todas las demandas del consumidor final. Para lograr esta variedad es importante valorar la diversidad geográfica, tipicidades, marcas y precios pero siempre sin perder de vista un objetivo básico: construir una carta que seamos capaces de manejar y que complemente nuestra oferta gastronómica.

Es importante actualizar la carta de vinos y la frecuencia con la que haremos dicha renovación porque la carta debe ser un elemento vivo. Podemos hacerlo de dos maneras: cambiarla dos veces al año en función de la temporada o mantener una única carta pero ofreciendo diferentes recomendaciones dependiendo de la estación.

Factores para una carta de vinos

Factores a tener en cuenta para crear nuestra carta de vinos

¿Qué factores condicionan una carta de vinos? Hemos hablado de cómo la oferta gastronómica de cada negocio influye en la confección final de la carta de vinos pero existen otras cuestiones a valorar. La capacidad de almacenaje en tu establecimiento y un personal especializado son dos de ellas.

Contar con una cava supone no solo disponer de un espacio físico para preservar el vino en las condiciones adecuadas sino disponer de una capacidad de compra que permita mantener este inmovilizado y actualizarlo de forma periódica.

Trabajar con un personal especializado que pueda guiar a los clientes en su proceso de decisión y elección influye en cómo crear y potenciar nuestra carta de vinos. Sus conocimientos sobre las características y armonías de cada vino dotarán al equipo de los argumentos necesarios para poner en valor la carta de vinos de cara al cliente y ofrecer un servicio adecuado.

Éxito del cliente con un sumiller Makro

El verdadero éxito: el cliente

A pesar del cuidado y del estudio con el que hayamos creado nuestra carta de vinos, el verdadero éxito lo medirá el cliente. Los comentarios u opiniones de nuestros clientes nos ayudarán a saber cuáles son los errores o aciertos de nuestra carta de vinos, así como la frecuencia con la que debemos actualizarla.

Si todavía no estás seguro sobre los pasos que debes seguir para crear una buena carta de vinos, los sumilleres de Makro estarán encantados de asesorarte en todo el recorrido. Contáctanos y nuestro equipo de profesionales te ayudará a resolver cualquier duda.